Pedro Ameller, Júlia Florit, Oskar Martínez, Ana Mamajón, Carlos Riudavets, Mar Casasnovas.

INICIO SOBRESALIENTE DEL MENORCA EN GRANOLLERS

El equipo Menorca de bádminton empezó su andadura por la Liga Catalana de forma brillante al vencer los tres encuentros que jugó y por un claro resultado. El Menorca se presentaba al pabellón de Granollers con lo mínimo, con seis jugadores sin técnicos y con los chándales prestados de otros jugadores, (de esos azules y blancos que reparte el Consell Insular para los juegos escolares).

 

 

 

En el primer encuentro hubo nervios, por eso de ser el primer partido de la competición, de la jornada y de la pista, pero en los primeros puntos se fue la tensión para poder jugar con más cabeza que corazón. Fue contra el Terrassa, de los sietes partidos se ganaron seis, el único partido perdido de este encuentro y de toda la liga hasta el momento un individual masculino que se escapó por poco. Los seis partidos restantes no se perdió ni un solo set, tan sólo peligro un poco el segundo set del dobles mixtos donde se ganó por 21-18.

 

 

En la segunda jornada, ya más tranquilos y haber visto al rival en las pistas de alrededor se hizo una pequeña variación en la alineación respecto a la primera pero sin perder el objetivo de ganar todos los partidos posible, y así fue, el Menorca le endosó un 7-0 sin ceder ningún set al Huesca B. No estuvo en peligro en ningún momento el encuentro, los resultados lo certifican.

 

 

 

En el último encuentro de la jornada nuestro equipo también salía como favorito, pero sin confiarse para no vivir sobresalto inesperados y pensando que cada punto, set y partido es importante en la clasificación final. Aunque con otra alineación diferente los nuestros no fallaron y vencieron por otro 7-0.

Gran inicio del Menorca que olvida la Liga Catalana hasta el 2 de diciembre en la localidad de Canovelles para jugar dos encuentros, contra el Granollers C y el Huesca A, segundo clasificado empatado a puntos con los menorquines.